miércoles, 28 de marzo de 2007

Locura

Amor, dónde estarás... manda un mensaje una señal. Y no, no pararé, no viviré sin ti amor.
Maná - Manda una Señal.


Lo que caracteriza a un estado de pre-depresión es vivir cortos estadios de felicidad y euforia seguidos de otros tantos de profunda tristeza y abatimiento. En la realidad, la depresión no es más que un estado de locura latente que todos tenemos y que algunos, por azares del destino y condicionantes de la vida despiertan en determinado momento de sus vidas.

Es un mal propio de la raza humana, que con el paso del tiempo y la evolución y el desarrollo se ha ido agravando.

No quiero pensar que algo así pueda llegar a ocurrirme a mí, porque disto mucho de estar en situación de pre nada. Sin embargo, sí que es cierto que incluso a lo largo de los días experimento esos cambios de humor radicales pasando de la más amplia de las sonrisas al más desconsolado de los lamentos.

Tal vez todo lo que ocurra a mi alrededor esté provocando que mientras mi mente se deje llevar por los problemas de cada día surja el paréntesis necesario para olvidarme de todo aquello que me entristece pero que, en cuanto alguno de esos recuerdos aparece en forma de coche aparcado, nombre pronunciado o lugar conocido, todas las cosas que me duelen aparecen atropelladamente en mi cabeza no dejando lugar a la reacción.

Hoy, por desgracia de nuevo, toca estar triste...

2 comentarios:

Mi dijo...

Detesto leer que estás mal. Pero todavía lo detesto más cuando pienso que es por alguien como ella.
Está interfiriendo en tu felicidad y acabando con mi paciencia.
Por favor, deja de pensar en ella. Sé que es difícil, pero no es imposible. Y lo más importante... es NECESARIO que la olvides. Necesitas avanzar!
Cuando te vayas a dormir piensa una cosa y reflexiona... ¿Cuantos momentos que no se repetirán te estás estropeando en vano?
Sabes que te lo digo todo desde el cariño :***

AVE FÉNIX dijo...

Vaya, cuánta verdad y razonamiento...Esos recuerdos malditos...metelos en un olvidadero;)!